domingo, 23 de enero de 2011

La Ciudad Encantada de los Césares



El Nahuel Huapi, los jesuitas y la Ciudad Encantada de los Césares
El sacerdote jesuita Nicolás Mascardi, continuador de la obra de Diego de Rosales - otro jesuita, gestor de la política de “parlamentos” o convenios de paz entre españoles y mapuche - estableció la primera misión que se conoce sobre el lago Nahuel Huapi, en la península Huemul.
Mascardi terminó lanceado por los indios y su nombre identifica uno de los lagos más lindos del Sur.
También el lago Guillelmo, recuerda a otro jesuita, continuador de le obra de Mascardi, el padre Juan José Guillelmo, quien murió envenenado por los indios, en represalia por haber descubierto y utilizado uno de los pasos cordilleranos que comunicaban con Chile.
Pero Mascardi, como muchos aventureros de entonces (estamos hablando de una quimera que data del siglo XVII…), también buscaba en la Patagonia “La Ciudad Encantada de los Césares”, que probablemente imaginaría pavimentada de oro, plata y piedras preciosas.
La leyenda de los Césares - que también es tema del cuento “La Ciudad Encantada”, de Manuel Mujica Láinez - le ha dado nombre a bellísimos lugares, cerca de Bariloche: el arroyo Los Césares, La Cascada de los Césares y La Laguna de los Césares, en la zona del cerro Tronador.
La Cascada de los Césares queda a unos 90 km. de Bariloche, por la ruta nacional 258, pasando por los lagos Mascardi, Gutierrez y el puente del arroyo Los Césares. Se puede dejar el auto estacionado en las inmediaciones del Hotel Tronador y se llega a la cascada ( que tiene unos 70 metros de altura y 3 saltos sucesivos) caminando por un sendero bien señalizado y de pocos kilómetros.
La salida a Laguna de los Césares es de todo el día. Este espejo de agua está a 1200 m. de altura y sólo se puede acceder por picada. Este es uno de sus encantos ya que es poco concurrida. Rodeada de bosques de lenga y ñires, con orillas poco profundas y abundante vegetación acuática. Se encuentra poblada con truchas de arroyo y las modalidades de pesca permitidas son spinning y mosca.
El Hotel Tronador ofrece tres alternativas para quienes quieran ir a pescar allí:
1. Subir caminado y pescar desde la orilla. Son aproximadamente 6 Km. de sendero en buenas condiciones pero con bastante ascenso.
2. Tiempo estimado para llegar: dos horas.
3. Alquilar los caballos para la subida solamente (que es lo más exigido), pescar desde la orilla y regresar luego caminando.
4. Realizar la excursión completa, subida y regreso a caballo más pesca embarcado con guía.

No hay comentarios: